Prevención para las Lesiones Cutáneas

Steffi GrafEn esta nota, he reemplazado nuestra habitual selección de artículos, por un material de difusión elaborado por el Servicio de Dermatología del Hospital Universitario Austral. En él, los Dres. Raúl Valdez, Osvaldo Stringa y Corina Busso nos ofrecen prácticas recomendaciones para evitar las lesiones por exposición solar, tan frecuentes en los tenistas. Agradezco la autorización para reproducir esta información y compartirla con Uds.

Existen lesiones que predisponen al cáncer de piel?
Sí, son aquellas afecciones que en algún momento y con el correr del tiempo pueden convertirse en un cáncer de piel. Esa transformación puede ser espontánea o provocada por factores externos, especialmente las radiaciones ultravioletas (sol, cama solar).

Qué es la queratosis solar?
La queratosis solar es una de las lesiones precancerosas más frecuentes de la piel. Consiste en una o varias manchas rojas, pequeñas, cubiertas por una escama dura. Al transformarse se convierten en un tumor maligno llamado carcinoma.

Qué es lo que lo provoca?
La exposición reiterada al sol, particularmente cuando se hace en forma indiscriminada, sin respetar las "horas malas" (entre las 11 y las 15 horas), y sin adecuada protección. También importa el tipo de piel.

Qué es más importante: usar pantalla solar o respetar las horas malas?
Es más importante respetar las "horas malas" y no exponerse al sol al mediodía. Es un error pensar que se puede tomar sol en cualquier hora por usar pantallas solares. Además, usar remera es una muy buena medida de protección.

Quiénes pueden sufrirla?
Pueden aparecer en cualquier persona, pero especialmente en personas de piel blanca, rubias y de ojos claros (este tipo de piel se defiende mal del sol).

De qué manera afectan las camas solares?
Las camas solares agravan el problema porque aumentan con cada sesión la acumulación de radiación en la piel. Pueden sumar "sol" aún los días de lluvia o en invierno.

Si dejo de tomar sol, puedo olvidarme del problema?
No. Un error frecuente es pensar que el riesgo desaparece cuando se deja de tomar sol. La piel tiene "memoria" de cada exposición desde la infancia. El efecto de las radiaciones es permanente e irreversible. Por eso es bueno realizar el control de la piel con un dermatólogo al menos una vez al año.

Cuán frecuente es el cáncer de piel?
El cáncer de piel es el tipo más frecuente de cáncer humano. Aproximadamente uno de cada tres cánceres nuevos, es un cáncer de piel. Existen fundamentalmente tres tipos de cáncer cutáneo: el carcinoma vasocelular, el carcinoma espinocelular y el melanoma. Los dos primeros representan el 95% del total de casos. El factor causal mas importante es la exposición a la radiación ultravioleta crónica (sol o camas solares). Se localizan con mayor frecuencia en las zonas expuestas al sol: cabeza, cara, cuello y dorso de manos en mas del 80% de los casos.

Qué es el melanoma?
Es una forma de cáncer de piel de mayor agresividad. Si se lo diagnostica en forma precoz y se lo trata adecuadamente, es curable en la mayoría de los casos.

Hace falta controlar los lunares?
Es frecuente que los primeros signos de alarma de un melanoma sean los cambios en un lunar. Por eso es bueno controlarlos: cambios de tamaño, borde, forma y/o color del lunar. Estos cambios son sencillos de identificar conociendo el ABCD de los lunares. También se debe controlar si un lunar pica, sangra, duele o se ulcera.

Qué es el ABCD de los lunares?
Es la regla para recordar los cambios que obligan a la consulta inmediata:

  1. Asimetría: una mitad del lunar diferente a la otra mitad.

  2. Borde: se hace irregular y poco definido.

  3. Color: cambios de coloración en diferentes zonas del pulgar.

  4. Diámetro: mayor de 6 mm, o aumento rápido del tamaño del lunar.

Qué otras medidas son importantes?

  • No exponerse al sol entre las 11 y 15 horas.

  • El sol altera las células de la piel y su acción es acumulativa a lo largo de toda la vida (por eso una manera de prevenir el cáncer de piel es aprender a protegerse del sol).

  • Preguntar al dermatólogo el tipo de protección solar que nuestra piel requiere.

  • Aplicar los protectores solares media hora antes de exponerse al sol, y renovar la aplicación cada dos horas o luego del baño o transpiración importante.

  • No olvidar que en la montaña, el uso de los protectores solares es indispensable, pues hay menos atmósfera para absorber los rayos de sol, por lo tanto el riesgo de quemaduras se incrementa.

  • Recordar que la arena, el agua y la nieve aumentan el sol por reflejo.

  • Usar protección también los días nublados (por la "resolana").

  • Evitar las camas solares.

  • Si está embarazada, evite el sol. Pueden aparecer manchas en la cara (cloasma).

  • Ciertos medicamentos son fotosensibilizantes. Consulte a su médico antes de exponerse al sol. También algunos edulcorantes producen fotosensibilización.

El orden de importancia para la fotoprotección es:

  1. Respetar las "horas malas".

  2. Ropa (remeras, sombreros, etc).

  3. Cremas protectoras o pantallas.

Qué ocurre con los niños?
Es muy importante proteger especialmente a los niños ya que las quemaduras solares que puedan sufrir en la infancia aumentan el riesgo de contraer cáncer de piel en el futuro. 
El 50% de la acumulación solar de toda la vida se "toma" antes de los 20 años. Por eso, en la infancia, la protección solar es responsabilidad de los padres y el ejemplo que ellos les den a su hijos es importante.
A los niños no les importa estar bronceados. Por eso, protéjalos con gorros y remeras. A partir de los 6 meses, los niños son aptos para usar protectores solares.

Dr. Javier Maquirriain

 

volver

 

Copyright © 2000, 2017 - A pleno Tenis - Todos los derechos reservados
Visualización recomendada 800x600 píxeles