2001... Un año tenísticamente especial

El 2001 fue para el tenis un año de importantes cambios, y acorde a los acontecimientos sucedidos en el mundo, la repercusión no se hizo esperar.

Un año especial para el tenis... un año diferente.

En lo doméstico, nosotros, los argentinos, "despertamos el año", con la noticia del dóping positivo de Juan Ignacio Chela, lo que lo postergaría hasta el mes de Julio sin competir.

Lo destacable: el desempeño de nuestro actual Nro.1, Guillermo Cañas, desarrollando su juego en todas las superficies y metiéndose entre los primeros 15 del mundo. Junto a él, la labor inicial de Guillermo Coria, ganando su primer título de ATP y asomando como una firme promesa en el concierto mundial. La enorme recuperación de Juan Ignacio Chela ascendiendo 739 puestos en menos de 3 meses, luego de su suspensión por dóping. El equipo nacional de Copa Davis logrando el tan ansiado ascenso al Grupo Mundial luego de su victoria por 5 a 0 ante la República de Belarus; y el femenino de la Copa Federación, metiéndose en las finales luego de una histórica victoria como visitante frente a Alemania.

Internacionalmente, el 2001 nos trajo la confirmación de Jennifer Capriati con 2 títulos obtenidos en los 2 primeros Grand Slam del año; todo el mundo tenístico hablaba y "presionaba" para que la norteamericana, que volvió de la muerte, obtuviera los otros 2, y con ellos, el Grand Slam al que accedieron muy pocas. No pudo ser, pero Jennifer se dio el gusto y no solo obtuvo el Abierto de Australia y el de Francia, sino que "tocó" el tan ansiado puesto de Nro. 1 del mundo... luego de haber abandonado el tenis y  de "codearse" con lo más oscuro de su vida.

A mediados de año otra curiosidad sucedía, aunque se le pasaba por alto a algunos: la Nro. 4 del Ranking del mundo de la WTA, Venus Williams, duplicaba en dinero en efectivo obtenido en concepto de premios, a la Nro. 1 del mundo, la suiza Martina Hingis. Todos veíamos venir la pérdida de esa posición por parte de la suiza, y así sucedió: en poco tiempo Martina abandonó el Nro. 1 al que nos tenía tan acostumbrados, y descendió a la cuarta posición en el escalafón; y ésto no solo era justo, sino que reflejaba a pleno su realidad.

La final femenina en el US Open: "Williams vs Williams", era sospechada de "arreglo" por parte del padre.

Unos meses después, el ataque a las Torres Gemelas de New York, generó toda una revolución: mientras la mayoría de las jugadoras se negaban a participar en los torneos por temor a nuevos atentados, (después de un tiempo, la WTA llegó a amenazarlas con sanciones, si no volvían a la competencia), una de ellas, Kimberley Po, (norteamericana), llegó a solicitar en Zurich, que la hagan jugar con otra nacionalidad, la suiza, la de su marido... para correr menos riesgos. El torneo de Basilea, Suiza, recibía una amenaza de ataque biológico a través de un sobre sospechoso, el equipo de Copa Davis norteamericano, postergaba su partido contra India por 1 mes (hecho éste que no sucedía desde 1991), y el equipo femenino campeón de USA se negaba a jugar la final de la Fed Cup en Madrid, por razones de seguridad.

Los futuros padres de un varón que estaba por nacer, recibían una oferta de 10 millones de dólares para que su hijo participara en un torneo de exhibición en Mahwah, New Jersey en el 2017... qué locura, no?, o no tanto si pensamos que la propuesta fue para Jaden Gil Agassi, hijo de dos personas que algo entienden de esto: Steffi Graf y André Agassi.

El Abierto de Australia (1er. Grand Slam del año), pierde su principal sponsor ("Ford", al que luego lo reemplazaría "Kía"), sin embargo anuncia que en el 2002 será récord en premios, otorgando 1 millón de dólares a los ganadores de la prueba de Singles, de Damas y Caballeros.

Entre los hombres, Goran Ivanisevic recibe una invitación (wildcard) en Wimbledon, y lo gana. Pete Sampras no se clasifica para jugar el Master por 1ra. vez en 12 años; Lleyton Hewitt termina como Nro. 1 del mundo con 20 años, Guga Kuerten luego de ser Nro. 1 del mundo durante más de 6 meses, tiene un 2do. semestre "de terror", y Patrick Rafter, con 28 años de edad, anuncia su retiro parcial (quizás definitivo?) para el 2002.

Lindsay Davenport, termina como Nro. 1 del mundo, perdiendo la final del Master por walk over, y sin ganar ninguno de los 4 Grand Slam (la WTA le dió tanta importancia al hecho, que decidió para el 2002, que los torneos de Grand Slam otorguen mayor puntaje para priorizar a las ganadoras).

Los argentinos cerramos el año con una última puñalada al corazón: como con el desastre económico, la renuncia de nuestro Presidente y la incertidumbre social no nos alcanzaba, la noticia del dóping positivo de Guillermo Coria unió las dos puntas de un año que aunque exitoso en lo tenístico, nos dejaba el sabor amargo de 2 argentinos suspendidos por la ATP, "agrandando la mancha" para nuestro país.

No sé qué sucederá con el tenis el próximo año, pero que el 2001 ha sido muy especial, nadie podrá negarlo.

Prof. Hugo Borra
Director de "A pleno Tenis"
 

volver

 

Copyright © 2000, 2017 - A pleno Tenis - Todos los derechos reservados
Visualización recomendada 800x600 píxeles